MITOLOGÍA CHINA

Al igual que el resto de mitologías, la mitología china, está fuertemente arraigada a la Filosofía y Religión del país. Por explicarlo de alguna manera, es el conjunto de relatos o historias fantásticas que quisieron explicar las grandes incógnitas de la creación del universo y el origen del hombre.

Su origen es indoeuropeo, como se puede comprobar al asemejarlo con mitologías griegas, eslavas o germanas. Y, aunque no existen libros dedicados exclusivamente a la mitología china, los relatos que la componen se encuentran en las diferentes obras de Historia, Poesía y Filosofía de taoístas, moístas y confucionistas.

En la mitología china se explica que al principio de todo no había más que tinieblas y caos en el universo, el cual tenía forma de huevo. Dentro de ese huevo se estaba gestando Pangu. Pasado el tiempo oportuno, Pangu despertó como un gigante y al estirarse separó el huevo en dos partes los cuales formaron el cielo y la tierra.

Durante 18 años estuvo sosteniendo las partes del huevo por miedo a que volvieran a cerrarse. Pasado ese tiempo y, agotado por el esfuerzo, se derrumbó en la tierra y de él comenzaron a surgir los elementos que componen nuestro mundo, incluidos los hombres.

De todas formas, tanto en esta, como en otras civilizaciones, hay versiones totalmente distintas que se han ido modificando a lo largo de la historia. Y de hecho, muchas de las creencias de los chinos se han basado en principios cósmicos, otorgando la creación del universo a la unión de las tres esferas primordiales: tian (cielo), di (tierra) y ren (personas) y utilizando el feng shui para que hubiera un equilibrio entre los tres.

Como toda mitología que se precie, la china tiene sus dioses, diosas y semidiosas particulares. Algunos, aunque la lista es mucho más larga, son:

Nüwa, diosa que selló el cielo con piedras de colores dando así origen al arco iris.

Yu el Grande, fue el primer emperador de la dinastía Xia y regulaba el curso de los ríos.

 Zhu Rong, dios del fuego.

 Fuxi, inventó la escritura, la caza y la pesa. Se decía que era esposo o hermano de Nüwa.

Pangu fue quien separó el cielo de la tierra.

Huang Di, también denominado el Emperador Amarillo. Es el ancestro de la civilización china.

El Emperador de Jade, gobernante del Cielo y de la Tierra.

Los ocho inmortales: Lan Caihe, Zhongli Quan, He Xiangu, Li Tieguai, Cao   Guojiu, Han Xiangzi, Lü Dongbin y Zhang Guo Lao.

Bi Fang, el dios del fuego.

Hotei, llamado el Buda sonriente, dios de la felicidad y la abundancia.

Aparte de los dioses, los chinos siempre han respetado y venerado la naturaleza y creían que tanto montes y colinas tenían almas. También creyeron que la felicidad era enviada por los dioses desde los cielos a modo de viento y agua. Y otras tantas leyendas que os animamos a conocer ya que su cultura y sus ideas son fascinantes.

Y si os interesa este tema y queréis tener alguna pieza relacionada con la mitología china, en Subastas Darley tenemos una sección dedicada a las antigüedades chinas que no os podéis perder.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *